jueves, 19 de febrero de 2009 | By: Nerea Uzquiano

El fin de la tregua


Se hace referencia histórica contemporánea de la invasión de Estados Unidos a un país centroamericano: Panamá. La finalidad: el control estratégico, geopolítico para tener el poder económico transcontinental, depredador, con “defensa electrónica antiaérea, alta precisión, operaciones combinadas, ‘robotización de de armas, computarización del ataque, en fin, armas mortales que consiguen deslumbrar al mundo y derrotar al enemigo”.

El libro del que sacamos los entrecomillados es la despiadada invasión a la población de los barrios de Panamá. A las 00:35 hora de la madrugada del 20 de diciembre de 1989 fueron los primeros minutos de la estrategia del Pentágono que “consistía en descargar bombas en torno a los cuarteles panameños y sembrar el terror”, para tener el manejo del Canal de Panamá.

El pretexto del entonces presidente estadounidense George Bush, de ordenar el envío de más de 24.000 soldados a Panamá, fue el de expulsar del gobierno al general Manuel Antonio Noriega y trasladarle a Estados Unidos para proceder a su enjuiciamiento por asuntos relacionados con el tráfico de drogas.

Pero fue sólo eso. Un pretexto. Para que “las tropas norteamericanas iniciaran esa noche su gran cruzada ‘liberadora' por el mundo; Panamá fue su primera escala, continuaron con Irak, Somalia y Haití. La cruzada no ha terminado”.

0 comentarios:

Publicar un comentario