miércoles, 28 de octubre de 2009 | By: Nerea Uzquiano

Feminismo o hembrismo


Últimamente estoy escuchando mucho hablar de feminismo, o mas bien hembrismo (de feminismo tiene poco), con argumentos que creía que ya estaban superados.

Cuando yo comencé a militar, en el primer sitio que lo hice fue en un organismo feminista.

Allí aprendí lo malo malísimo que era el hombre y lo oprimidas que nos tenia.

Las cuentas no cuadraban en una cabeza que siempre había vivido el matriarcado

Con el tiempo y dado que venia de familia de obreros comencé a relacionarme con ese mundo. Y las cuentas aun me cuadraban menos.

¡Había hombres explotados y mujeres explotadoras!

Yo creo que fue entonces cuando aprendí que la diferencia no era de sexos, sino de clases.

Existían clases explotadas (personas explotadas) y clases explotadoras (personas explotadoras).

Mientras mis compañeras culpaban al hombre de todos sus males mi cabeza poco a poco iba viendo personas culpables y mis dudas crecían.

¿Si el hombre por ser hombre era el culpable de todo lo que le sucedía a la mujer, el blanco por ser blanco también era culpable de todo lo que le sucedía al negro?

La respuesta era evidente. NO.

La mujer, el hombre, el blanco, el negro, etc eran explotados en base a su clase social.

Es cierto que algunos hombres ven a la mujer como un ser inferior, pero esto esta fomentado por religiones y por las diferencias en el trabajo.

También algunas mujeres ven a los negros inferiores, ¿es suficiente para afirmar que la mujer es el enemigo de la raza negra?

Hombres y mujeres debemos luchar por la igualdad si, pero por una igualdad. No por ser iguales.

Yo estoy muy orgullosa de mi condición de mujer y no deseo ser un hombre.

No creo que la igualdad pase por dejar de depilarme ni por rascarme mis partes en publico.

Deseo tener los mismos derechos y los mismos deberes.

La igualdad es necesaria si, pero para hombres y mujeres y juntos es como debemos lograrla.

Mi enemigo no es el hombre, el hombre es mi compañero de viaje.

1 comentarios:

Isha Shiri dijo...

Palabras muy sabias. Ha dicho acertadamente que la mujer debe ser dado el respeto que los hombres nos respetan, aun cuando también hay que respetarlos! Claro que nos necesitamos unos a otros, esta es la ley natural!

Me gustó el texto!

Adelle

Publicar un comentario