martes, 2 de febrero de 2010 | By: Nerea Uzquiano

Pasion India

EL 28 enero de 1908, una española de 17 años, sentada a lomos de un elefante lujosamente enjaezado, hace su entrada en una pequeña ciudad del norte de la India. El pueblo entero está en la calle rindiendo un cálido homenaje a la nueva princesa de tez blanca. Podría parecer un cuendo de hadas, pero así fue la boda de la andaluza Anita Delgado con el riquísimo Maharajá de Kapurthala. Y así empezó una gran historia de amor -y traición- que se desgranó durante casi dos décadas en el corazón de una India a punto de extinguirse.

0 comentarios:

Publicar un comentario